Logo revista Grada
Buscar

Una tarde con … Nane Ramos

Una tarde con ... Nane Ramos
Con Nane Ramos en la Plaza de España de Valdelacalzada. Foto: Cedida
Léeme en 8 minutos

En esta ocasión no me desplazo a ninguna otra localidad; me quedo en Valdelacalzada, porque en este pueblecito también hay arte, y mucho, ya veréis.

He quedado en la Casa de la Cultura con una mujer que representa, como la que más, la raza y la fuerza del flamenco, y que desde hace varios años lleva los nombres de Valdelacalzada y Extremadura allá por donde va. Si les digo que ella es María del Carmen Ramos Rodríguez probablemente les diga muy poca cosa, pero si pronuncio su nombre artístico, ‘Nane Ramos’, seguro que ya más de uno la identifica y la visualiza encima de un escenario profiriendo quejíos y entonando soleás ¿O no?

Nane, más allá de los cantes domésticos de su padre (aunque también es cierto que este participó en algún concurso de forma muy meritoria) no tiene antecedentes familiares que se hayan dedicado profesionalmente al mundo de la música, aunque en su casa siempre ha escuchado música, un ambiente familiar muy musical el suyo. Ella era la típica niña a la que en todas las reuniones familiares se le pedía que cantase, y Nane, que eso de la vergüenza no va con ella, tardaba muy poco en subirse donde fuese necesario y arrancarse por quien se terciase.

Ya, desde muy tierna edad, se enamoró del inigualable Camarón, el de la Isla; no en vano ella se sigue confesando, en su estilo y en sus formas, ‘camaronera’; más tarde llegaron a sus retinas las interpretaciones de Niña Pastori y algún que otro genio más de esta raza flamenca. Nane se recuerda a sí misma siempre cantando.

Muy jovencita comenzó a dar de manera oficial sus primeros pasos en el mundo de la música. Fue allá por el año 2000, con la formación ‘Amalgama’, con la que, junto a algunos paisanos, aficionados y profesionales de la música, compartió varios años de ‘estrellato’ con el que llegaron, incluso, a grabar y publicar un disco con el que tuvieron un más que aceptable recorrido artístico. Canciones de amor, versiones propias, lorquianas… un repertorio muy interesante y del que no sería mala idea proponer a sus miembros un reencuentro en alguna de las próximas ediciones del Agosto Cultural Valviense.

Un poco más adelante se integró en el proyecto musical ‘Mehstura’, una coreografía flamenca formada por mujeres extremeñas (Ostalinda Suárez, Rosa Escobar, Miriam Cantero, Vicky González…) con el que llevaron un espectáculo de movimiento, luz, sonido y color por varios de los más grandes escenarios regionales y nacionales. Con escenografía flamenca, este espectáculo ofrecía un plástico recorrido por las etapas de la vida de la mujer flamenca, buscando poner en valor su importante papel en este arte. Con ‘Mehstura’ tuvieron el privilegio de representar a Extremadura nada más y nada menos que en el Festival Internacional de Flamenco que cada año se celebra en  la localidad francesa de Nimes.

Foto: Francisco Becerra
Foto: Francisco Becerra

Participa también de manera habitual con la ‘Troupe flamenca extremeña’ (Joaquín Muñino, Ismael Solomando, Perico de la Paula, Eva Soto, Pedro Peralta y otros) en multitud de actuaciones y festivales flamencos de verano. Con este grupo importaron a nuestra tierra la tradicional fiesta jerezana de la Zambomba, propia de las fiestas de Navidad, en la que se ofrece una muestra de la tres artes más representativas del flamenco: el cante, el baile y el toque, interpretando con ello villancicos más populares que han sido aflamencados por los artistas a través de los años, incluyendo algunos de corte extremeño.

De todo lo que me ha contado nuestra artista, lo que más me ha sorprendido, quizás por inesperado, ha sido su inmersión en el mundo de la interpretación. Os prometo que ni lo sabía ni me lo imaginaba. Me cuenta que, desde hace cuatro o cinco años, forma parte de la compañía ‘Albadulake’, con sede en Cuacos de Yuste, y con la que actualmente está representando la obra ‘GenomaB’, dirigida por Juan Antonio Moreno y Ángeles Vázquez. ‘GenomaB’ es una propuesta escénica de nuevas dramaturgias donde el circo, el flamenco y el teatro se unen para dar vida a una adaptación libre y personalizada de la archiconocida ‘La casa de Bernarda Alba’, y en la que Nane Ramos interviene como actriz y cantaora.

Continúo, poco a poco, descubriendo a esta poliédrica y completísima artista, y continuamos con nuestro encuentro, a ver si nos sigue sorprendiendo con alguna otra faceta desconocida para el gran público.

Me insiste en otro proyecto en el que se encuentra inmersa, esta vez con la compañía ‘Almena Producciones’, ‘Amapolas negras’, en la que junto a Vicky González ofrecen un homenaje a las mujeres en general y a las flamencas en particular. A todas esas mujeres que vertieron su arte y entregaron su cuerpo y su talento para hacerse un sitio en el flamenco, que por su naturaleza de mujeres les ha sido negado prácticamente hasta hace poco tiempo. Me adelanta que tendremos oportunidad de presenciarla el próximo 15 de agosto en Puebla de la Calzada, en la que por primera vez se representará al aire libre. Estad atentos a la agenda cultural. Para no perdérselo.

En plena interpretación. Foto: Cedida
En plena interpretación. Foto: Cedida

Y, como esto es un no parar, Nane me sigue anunciando proyectos y representaciones que prometo no perderme. Esta vez nos invita a irnos hasta al Teatro Romano de Medellín a presenciar ‘La Gitanilla’, en la que actúa junto a su compañera, la bailaora Leyla Buitrago. Otra cita para incorporar a nuestra agenda, el 14 de julio. Nane, seguro que será un placer acompañarte.

Pero, sobre todo, Nane Ramos es una cantaora flamenca, enamorada de las soleás que, “al decir de los flamencos, son la madre del cante”, aunque también se mueve con bastante facilidad por cada uno de los diferentes palos flamencos. Ella, en sus recitales, suele realizar un intenso recorrido por todos ellos, y así los fandangos, seguidillas, cantiñas y alegrías, bulerías, tangos, farrucas, malagueñas o jaleos extremeños forman parte de su repertorio habitual.

Ahora está tremendamente ilusionada con el próximo alumbramiento de su disco, del que ya se han publicado dos singles, ‘Vivo a oscuras’ y ‘La calle de los sueños’, este último con un sorprendente éxito internacional con el que ha llegado a conseguir más de 90.000 reproducciones en diferentes países. Posiblemente, pasado el verano, tengamos oportunidad de escuchar este trabajo, para el que ha contado con grandes profesionales y compañeros de tablaos (Juan Manuel Moreno, Joaquín Muñino, Rosa Escobar, La Caita…). Se nos aprieta la agenda, pero estaremos en todo. Deseando escuchar ese disco.

Portada de su último single
Portada de su último single

No puedo evitar preguntarle por su participación en concursos regionales y nacionales. No podemos obviar que compañeros suyos como Esther Merino, Celia Romero o Miguel de Tena son mundialmente conocidos gracias al famoso Festival de Cante Flamenco de Las Minas de La Unión (Murcia). Nane ha participado en numerosos concursos, además con flamantes resultados, pero me confiesa que no son precisamente algo que, por ahora, sea primordial en su carrera. Yo, aún a riesgo de ser un poco pesado, le insisto, ¿Para cuándo tu participación en el Festival de La Unión? Nane me responde muy taxativamente: “no me lo he llegado a plantear”; tema zanjado. A otra cosa.

Me intereso ahora por su formación como cantaora. Sus inicios formativos los recuerda con el guitarrista Joaquín Muñino y con la familia Vargas, de Mérida, con los que incluso se atrevió con la guitarra. ¡Esta Nane no deja de sorprenderme! A instancia de su amigo Muñino conoce la Fundación Cristina Heeren de Sevilla, una de las principales y más reputadas escuelas de flamenco a nivel internacional. ¿Os creéis si os digo que hasta allí se fue nuestra protagonista con el objetivo de aprenderlo todo? Pues creéroslo, allí se estampó y allí permaneció, entre docencia, becas (BECASAIE) y contratos durante más de cinco años, a lo largo de los cuales adquirió una intensa formación profesional de calidad al lado de los mejores y que culminó con una gira durante tres meses por Polonia.

Actuación en el Espacio Cultural Santa Catalina, en Badajoz, junto a Juan Vargas. Foto: Cedida
Actuación en el Espacio Cultural Santa Catalina, en Badajoz, junto a Juan Vargas. Foto: Cedida

Al cabo de todo este tiempo volvió a la tierra, a su pueblo y con su gente, para entregarnos todo, o parte de lo que había recibido. Y en ello estamos. Nane se nos revela como una gran cantaora, muy pasional, con mucha fuerza escénica, admiradora de Camarón de la Isla (“con quien me entró el veneno”, confiesa), de la Paquera de Jérez o de Bernarda y Fernanda Utrera, por citar algunas de sus principales referencias artísticas, pero ella no se cierra a nada ni a nadie, escucha de todo y de todos aprende.

Me confiesa que Extremadura vive su mejor momento flamenco. “Extremadura por fin se ha creído su lugar dentro del flamenco”, me comenta. Grandes cantaores (tres Lámparas Mineras) y guitarristas (Javier Conde, los Vargas, Juan Manuel Moreno, Muñino, Manolín Gª…), muy buenos músicos (la familia Suárez, Paquito el Aspirina…), bailaores muy profesionales (Fuensanta Blanco, Jesús Ortega, La Parreña…), una tierra con sus propios cantes, con los jaleos, con auténticas leyendas como Porrina de Badajoz, la Marelu, o figuras más actuales, como es el caso de La Caíta, a la que califica como la mejor cantaora actual del flamenco extremeño, conocida a nivel internacional a partir de su participación en la película ‘Vengo’ (2000), del director francés Tony Gatlif, en la que compartió escena con Antonio Canales, Tomatito, la Paquera de Jerez y otros.

Y bien, nuestro espacio se agota, pero Nane continúa contándome cosas que prometo guardar para una segunda entrega; no tiene límite. Esta mujer es incombustible.

Os he dejado tarea para las próximas semanas: citas en Medellín y en Puebla de la Calzada, disco, dos videoclips… No lo dejéis, que con esta mujer se nos acumula el trabajo.

Foto: Cedida
Foto: Cedida

Bueno, amiga Nane Ramos, un auténtico placer, encantado de profundizar en tu persona y en tu trayectoria, de conocer nuevas facetas, y gracias por no dejar de sorprendernos en este mundo tan pasional, íntimo e inherente al ser de nuestra Extremadura como es el flamenco.

Deseando escucharte, lo prometo.

Mucha suerte en todos los proyectos en los que te encuentras inmersa, y te emplazo para otra próxima entrevista en la que ya podemos hablar de ese nuevo trabajo que tienes a la vista. Un abrazo fuerte.

ENTRADAS RELACIONADAS

En la noche del pasado viernes, tal y como NO estaba previsto, tuvo la lugar la celebración de la ya...
Hace mucho tiempo que sé del buen hacer de esta bonita y simpática pareja artística, y por eso la incluí...
Este próximo lunes, 20 de mayo, Carmen de la Marta presentará en la Biblioteca Pública ‘María Jesús Rodríguez Villa’ de...
Hace unos días, nuestro protagonista de esta tarde recibía un sencillo, emotivo y sorpresivo homenaje en la Biblioteca Pública María...
Volvemos, en este mes de abril, a encontrarnos con la literatura en estado puro. Son muchos, y muy buenos, los...
Aunque son muchos los campeones que tenemos por las vegas del Guadiana en fútbol, pádel, atletismo, tenis…, el encuentro de...

LO MÁS LEÍDO